Viñaruda
ES / EN
Blog


Viña Ruda más que una Bodega
25/05/2015

Viña Ruda se sitúa en el epicentro de la cuna más grande del vino: Tomelloso. Nuestros vinos expresan la personalidad de una región única, donde el clima de temperaturas extremas y las especiales características de la tierra favorecen el cultivo del viñedo de calidad.

Ubicación y suelo

Nuestros viñedos están ubicados 670 msnm. Los suelos son muy heterogéneos a pesar de la pequeña superficie que ocupan. Van desde suelos franco arenosos a franco limosos, apareciendo pequeñas zonas con arcilla. Este hecho aporta una gran riqueza en matices, y nos permite manejar y utilizar cada parcela para obtener unas características específicas.

Climatología

Con más de 2.500 horas de sol al año y 300 días despejados, estas tierras de clima mediterráneo / continental pueden superar las temperaturas máximas de 40 °C y las mínimas de -5 °C e incluso inferiores, con una media anual de 14,4 °C. Estas características climáticas se traducen en unas uvas de buena maduración y por tanto, en una producción de vinos de mayor intensidad colorante, óptima estructura y potencia aromática.

Viñedo

Viticultores por tradición familiar, Viña Ruda cuenta con 14,2 hectáreas de viñedo,  plantadas entre los años 1985 y 2006.

Las viñas más antiguas están plantadas en lo que se conoce como Marco Real, habiendo la misma distancia entre plantas que entre líneas. En esta caso 2,5 m x 2,5 m, dando una densidad de plantación de 1600 plantas por hectárea.

Las viñas más jóvenes están plantadas cada 1,5 m con una distancia entre calles de 2,5 m, dando una densidad de plantación de 2700 plantas por hectárea.

Sistemas de Conducción y Poda que utilizamos en Viña Ruda es el de doble cordón. Es un sistema con dos brazos situados a cada lado de la planta.  La poda es corta sobre los dos cordones que están situados a 1 m del suelo, con los pulgares hacia arriba.

En cuanto al riego, todas las parcelas están dotadas de riego por goteo. Esta opción solo es utilizada cuando las condiciones climáticas lo requieren, ya que en determinados momentos del verano la falta de agua puede poner en peligro la calidad del fruto.

Variedades

Una de las grandes diferencias entre unos vinos y otros, radica en las uvas con las que se han elaborado. Podríamos decir que variedades de uva hay “miles”, pero cuando de uvas apropiadas para vinificación se refiere, el número se reduce a unas cien. Como anécdota, en el Museo Ampelográfico de Madrid, posee una colección de casi 3000 variedades, lo que lo convierte en el primero en importancia de nuestro país y el tercero en el mundo.

El viñedo está formado por 3 variedades, 2 tintas y una blanca: Airén 6,2 has, Tempranillo 4,5 has y Syrah 3,5 has.

En líneas generales los vinos elaborados con la variedad airén son limpios y brillantes de color amarillo pajizo pálido. Aromas de media a buena intensidad con tonos claramente frutales que recuerdan nítidamente la manzana o al plátano y en algunos casos con tenues matices a flores silvestres y almendrados. A la boca son secos o algo abocados, ligeros de cuerpo, con poco extracto, de sabor fresco no muy ácido.

La variedad tempranillo o cencibel, es dentro de las variedades autóctonas la más apta para vinos de crianza de gran calidad. Asimismo, ha demostrado ser muy válida para vinos jóvenes cuando son elaborados para este fin.

La Syrah ofrece vinos densos, equilibrados y de larga vida, con aromas complejos de gran riqueza en matices, su paso de boca es elegante percibiendo cierta astringencia que no entorpece su disfrute.

Vendimia

La vendimia es el proceso de recolección de las uvas destinadas para la elaboración de vino. El momento de iniciar la vendimia, viene decidido por el grado madurez de la uva, que como hemos visto, es determinante para las características y calidad del producto final.

El momento de comenzar con la vendimia no se decide al azar, sino que depende del tipo de vino a elaborar, afectando factores como el azúcar, acidez y el contenido de polifenoles.

La vendimia la realizamos entre los meses de septiembre y octubre. Toda la recolección se realiza por la noche, para evitar oxidaciones y aprovechar las horas más frías del día.

<< Volver a Noticias
/tr>
Desarrollo
cTa
   Nota Legal    Política de privacidad    Contacto Síguenos Síguenos